La empresa Agroquímica Rosario fue sede de una novedosa iniciativa en la que convocó a personal involucrado en fumigaciones y que está en contacto con todo tipo de insecticidas, y donde en esta primera oportunidad se hizo eje en el combate a los mosquitos. Por ello, ante una importante audiencia expuso Hernán Funes responsable de la División Salud Ambiental de la empresa Chemotecnica: “Las plagas heredan resistencia, transfiriendo de esta forma la descendencia, la capacidad de resistir a un plaguicida”, afirmó y explicó cuáles son los tips a tener en cuenta a la hora de combatir a los vectores.

El anfitrión, Horacio Fernández, responsable económico de Agroquímica Rosario de Granadero Baigorria y coordinador de pos cosecha de la empresa Bio-Ar: “Este es un puntapié inicial,  queremos hacer foco en estos temas, si bien en mi caso estoy en la parte comercial de la empresa, lo entendemos que es un problema que hay que atacar y romper con prejuicio de algunas agrupaciones ambientalistas. Hay que capacitar a quienes manipulan los insecticidas o plaguicidas, todos los productos son aprobados por los organismos  pertinentes y queremos ser el nexo, por ello queremos seguir en toda la zona con estas charlas de capacitación. Nosotros no solo vendemos y asesoramos a la gente con los productos, ahora decidimos ofrecer el servicio de aplicación, tenemos línea propia en desinfectantes, queremos hacer un servicio de post cosecha, es decir, no solo vendemos, también asesoramos para que todo sea de manera profesional” La charla contó con la presencia del intendente baigorrense, Adrian Maglia, quien destacó “la importancia de involucrarse en la salud de la población, por ello el compromiso de nuestra municipalidad en capacitar a los responsables del área”. 

Hernan Funes, el experto de la empresa líder Chemotecnica continuó disertando y subrayó que “en general hay una mala costumbre de las empresas que se dedican al control de plagas, por ello hacemos capacitaciones y charlas donde se hace eje en el manejo integral de plagas. Si esto ocasiona un daño económico en la producción de un cultivo específico cuando sembramos o cosechamos; pero cuando la plaga es domiciliaria o en un negocio, ¿cuál es el umbral de tolerancia de esa plaga ?. No es lo mismo la cantidad de hormigas que se pueda tolerar en una casa que en un quirófano y los productos que se aplican en una casa son muy distintos a los que aplicamos en un área sensible como un quirófano. Por eso hay que conocer la plaga para saber cómo manejarla.”

En tanto, en la exposición, Funes se explayó en las distintas variedades de mosquitos y apuntó que “el Aedes tiene la capacidad de transmitir enfermedades enormes, desde el dengue, zika y chikungunya, son virus transmitidos por el mismo insecto. La dinámica epidemiológica de estas enfermedades pueden ir acompañados de la presencia del vector. Todos los tipos de mosquitos tienen un denominador común: son las hembras las que succionan sangre, chupan sangre caliente para poder dar huevos fértiles”.

Por su parte, Funes insistió que son importantes las campañas desde las orbitas estatales y el ordenamiento de los espacios verdes para poder tener el control de los mosquitos. “Hoy hay más expansión de los mosquito en zonas en las que no se encontraban debido al cambio climático, del tránsito, porque se transportan en aviones, trenes o colectivos y proliferan incluso en lugar a más de 1200 metros del nivel del mar como se encontraron en una zona de México que años atrás no existían. Es decir que hay una capacidad de adaptarse del mosquito. Lo importante no es solo combatir al mosquito adulto porque es solo la punta de la pirámide: el 90 % del problema a combatir es la larva, la pupa y en los huevos. Lo mismo pasa con las mosca o las pulgas, por eso hablamos de manejos integrados, la importancia del uso del plaguicida. Las plagas heredan resistencia transfiriendo de esta forma la descendencia, la capacidad de resistir a un plaguicida.”

Finalmente, Horacio Fernández, de Bio-Ar y experto en post cosecha, resaltó que desde su emprendimiento “queremos profesionalizar y colaborar con nuestros clientes en la capacitación y comunicación de las buenas prácticas en el control de plagas, priorizando a los colaboradores y su familia. Trabajar sobre la prevención, realizando monitoreos permanentes de las potenciales plagas que permitan menores números de tratamiento y reduciendo el impacto ambiental”.

Por: Santiago Baraldi.   santibaraldi@gmail.com