La contaminación del río Paraná preocupa a los grupos de ambientalistas de la ciudad. Se sabe que son muchos los residuos que se tiran al río, trayendo graves problemas en la fauna fluvial y en la calidad del agua.

Esto es consecuencia de una gestión inadecuada de residuos, además de la importante producción y consumo de envases descartables.

Se estima que más del 60 por ciento de los residuos son plásticos (de envases descartables de bebidas y otros productos, además de bolsas), un material que tarda mucho tiempo en degradarse.

Un dato que se obtuvo en el marco de la Jornada “1 día + río – basura”: una jornada de limpieza del río, que surgió de la preocupación de los rosarinos por la contaminación del agua.

En esta jornada un grupo de organizaciones e instituciones de la ciudad, junto con voluntarios, se autoconvocaron en las redes sociales para esta iniciativa, que se repetirá este año.

Preocupan los plásticos

Hablamos con Mirko Moskat, del Taller Ecologista, quien estuvo exponiendo sobre este tema en el marco de la X Jornada del Día Mundial del Medio Ambiente, que se hicieron recientemente en la Ucel.

El Taller Ecologista, la UCEL  y otros grupos de Rosario estuvieron realizando la Jornada “1 día + río – basura”. Ya se hicieron dos (una en el 2016 y otra en el 2017) y están programado otra para noviembre. En ambas jornadas se recolectaron más de 1000 kilos de residuos.

“El objetivo de estas jornadas es concientizar a la población acerca del residuo que se genera, y limpiar las costas en los márgenes del río Paraná. Luego estudiamos los residuos que recolectamos. Los envases de plástico fueron el más abundante en ambas jornadas”, contó Moskat, para quien si bien hay cuestiones a mejorar en la conducta de quienes tiran residuos al río, “el problema de fondo es lo que estamos produciendo y consumiendo; cada vez estamos usando más envases descartables”.

También hallaron latas de cerveza, envases Tetra Brik (son de cartón, plástico y aluminio), empaques de galletitas no reciclables, entre otros.

Responsabilidades

“Queremos visibilizar la responsabilidad de las empresas en esta problemática. Deberían reducir el uso de envases descartables, y deberíamos tener en el país una ley nacional de envases que responsabilice a las empresas por los residuos de sus productos”, opina.

También propone a los rosarinos ser más críticos como consumidores, elegir productos con menos packaging, y separar los residuos en casa.

La responsabilidad es de todos: se requiere un esfuerzo en conjunto de las industrias, la población y el Estado para cuidar de nuestro río.